CIES - 25 años construyendo conocimiento para mejores políticas

Telefono: (51-1)463-2828

Mejora efectiva y a bajo costo de los programas de apoyo alimentario

    Se encuentra usted aquí

    • Usted está aquí:
    • Inicio > Mejora efectiva y a bajo costo de los programas de apoyo alimentario
Resumen del informe final: 

La desnutrición crónica es el resultado final de múltiples procesos sociales que van más allá del ámbito de la alimentación y nutrición. En el aspecto nutricional es el resultado de una desnutrición aguda prolongada y una falta de aporte calórico proteico extenso y duradero, que deja una huella irreversible en el crecimiento y desarrollo de nuestros niños. No obstante se señalan como causas inmediatas la inadecuada ingesta de alimentos y las enfermedades especialmente infecciosas. La tasa de desnutrición crónica en el Perú puede ser considerada como una radiografía a la realidad objetiva de nuestro país.

Las Políticas de Desarrollo Social del actual gobierno apuntan a la búsqueda de una sociedad con equidad y justicia social, donde los problemas de la infancia encuentren soluciones a sus necesidades antes del empeoramiento de sus mismos. En el caso de la desnutrición crónica (que es irreversible), sean o no las intervenciones prolongadas, la única solución que se puede conseguir es evitar la reagudización de la misma. La tasa de desnutrición crónica en el Perú puede ser considerada como una radiografía a la realidad objetiva de nuestro país.

Las acciones preventivo promocionales en cuestión de Salud Integral se hacen entonces un componente necesario en el desarrollo de una Política de Salud, con miras al mejoramiento de la calidad de vida de la población; esta aseveración nos lleva a plantear un objetivo importante en el desarrollo de esta investigación, como es el de prevenir la desnutrición crónica, interviniendo en los estados agudos de la desnutrición mediante un componente educativo.
Entre las principales instituciones que ejecutan acciones para mejorar el estado de nutrición de la población se encuentran: el Ministerio de Salud, el Ministerio de Agricultura, el Ministerio de la Presidencia, el Ministerio de Promoción de la Mujer y Desarrollo Humano (PROMUDEH), los Municipios y las Organizaciones no Gubernamentales.

Los programas y los proyectos ejecutados por los organismos gubernamentales muestran duplicidad de acciones en determinadas zonas del país, existen insuficientes e inadecuadas evaluaciones de impacto y una débil presencia del aspecto de prevención.
Las intervenciones realizadas por las ONGs coinciden en demostrar resultados positivos en el cambio de comportamiento, más no en patrones de alimentación complementaria. Se requiere que la información, educación y comunicación en materia de nutrición esté orientada a conseguir cambios en el comportamiento de la población, para lo cual debe estar basada en contenidos técnicos homogéneos y en experiencias exitosas. Consideramos que el uso de metodologías participativas, que fomenten la creatividad e incorporen la afectividad en sus propuestas puede favorecer el logro de resultados positivos.

En los últimos años, la ejecución de planes y proyectos permitió una marcada tendencia a priorizar acciones de asistencia alimentaria como solución a los problemas de nutrición. De otro lado el mejoramiento nutricional debe insertar y comprometer al Sector Educación para que la formación en materia de alimentación y nutrición sea proporcionada desde las escuelas.

Existen Programas de Asistencia Alimentaria que no resaltan el componente educativo, éstos brindan apoyo alimentario y pretenden mejorar el componente nutricional en virtud a la ayuda alimentaria, para disminuir la desnutrición; más no han prestado la debida importancia a la evaluación del conocimiento en salud y su impacto social, creemos que dicho impacto puede lograrse con capacitación asistida.

En nuestro trabajo de campo de acuerdo al sentir de la población las capacitaciones asistidas han logrado el impacto sobre el cambio de actitudes, saberes y prácticas, mejorando el nivel de nutrición de los niños involucrados en esta investigación.
Dentro de éste marco de referencia queremos recordar como inicio que los objetivos de nuestra investigación son:
Determinar el nivel de conocimientos sobre educación para la salud, autocuidado para la salud, alimentación y nutrición de la población, para intervenir teniendo como base sus conocimientos previos.

Identificar las necesidades en Educación para la Salud de la población investigada, que permitieron los instrumentos de intervención y capacitación considerando sus hábitos, costumbres sin imponer cambios interculturales que hubiesen creado conflictos en el desarrollo de la investigación.

Evaluar la mejora en el autocuidado de la salud alimentación y nutrición obtenida por la intervención a través de las capacitaciones, con indicadores que permitieron conocer la efectividad de la intervención.

Agradecemos al CIES por el apoyo brindado para la realización de esta investigación, al CICA que nos dio el apoyo logístico necesario, a las madres que han participado voluntariamente en el desarrollo de la misma, a los representantes de los Centros de Salud y Gobiernos locales que van a hacer posible la sostenibilidad de ésta y al equipo de investigación que elaboró, ejecutó y culminó el presente trabajo.