CIES - 25 años construyendo conocimiento para mejores políticas

Telefono: (51-1)264-9855

Reformas estructurales, distribución del ingreso y ahorro familiar en el Perú

    Se encuentra usted aquí

    • Usted está aquí:
    • Inicio > Reformas estructurales, distribución del ingreso y ahorro familiar en el Perú

El ahorro interno tiene un papel muy importante en el proceso de acumulación y en el crecimiento sostenido de un país (Feldstein y Horioka 1980, Feldstein y Bachetta 1991, Schmidt-Hebbel et al. 1996).
En el caso peruano, uno de los problemas estructurales del crecimiento económico es la baja tasa de ahorro interno con respecto a la inversión realizada (Thorne 1986, Thorne et al. 1987, Gonzales et al. 1997). Las reformas estructurales aplicadas desde 1991 no han modificado esa tendencia, por lo que el ahorro interno aún es escaso para financiar la inversión.
El objetivo de este documento es analizar los efectos de las reformas estructurales aplicadas desde inicios de la década de los noventa y los cambios ocurridos posteriormente en la distribución de los ingresos sobre el ahorro familiar. Para ello utilizamos una muestra de familias en panel obtenida a partir de las Encuestas de Niveles de Vida (ENNIV) de 1991, 1994 y 1996 .
El ahorro de las familias es definido como la parte de los ingresos disponibles que no se consumen en el presente , es decir, constituye una sustitución del consumo presente por consumo futuro. Las familias ahorran por distintos motivos: para conformar un fondo de recursos que les permita enfrentar futuras contingencias tales como el desempleo, la reducción drástica del ingreso real o la posibilidad de enfermarse (Schechtman 1976, Bewley 1977, Schechtman y Escudero 1977, Skinner 1988); para crear una provisión para la época del retiro (Kotlikoff 1988); debido a que enfrentan restricciones de liquidez (Hayashi 1985, 1987; Zeldes 1989; Deaton 1991; Japelli y Pagano 1994); y por el deseo de adquirir bienes durables (Deaton 1992). Desde tales perspectivas, una baja tasa de ahorro familiar puede afectar el bienestar futuro de las familias.
Las familias también pueden postergar el consumo presente por uno mayor en el futuro, si es que la rentabilidad esperada (o interés esperado) producto de depositar el dinero en las entidades financieras es alta. Sin embargo, como lo veremos más adelante, el efecto de la tasa de interés sobre el ahorro no es muy clara.
De acuerdo a la información obtenida a partir de la muestra de familias en panel, entre 1991 y 1994 el porcentaje de hogares que ahorraban disminuyó de 67,6% a 59,7% y su tasa promedio de ahorro cayó de 9% a 2%. No obstante, durante el período 1994-1996 el ahorro familiar se recuperó: en 1996 el número de familias que ahorraron se incrementó a 64,9% y la tasa promedio de ahorro llegó al 5%.
¿Por qué en un contexto de crecimiento económico se redujo el ahorro de las familias? ¿Es posible encontrar la respuesta analizando los efectos de las reformas estructurales sobre la posibilidad de obtener ingresos y en la decisión de consumo de las familias? Esta investigación trata de responder tales preguntas.
El programa de ajuste estructural ha definido un nuevo contexto económico e institucional que afecta directamente a las familias. Algunos de los efectos de las reformas estructurales que creemos que inciden sobre ellas son:

  1. La reducción de las restricciones financieras, que provocaron un incremento significativo del crédito para las familias. El porcentaje de familias que tuvo acceso al crédito en 1991 fue de 13%, 20% en 1994 y 42% en 1996 . En el trabajo mostramos que esta variable tuvo un impacto importante en la caída de la tasa de ahorro familiar, especialmente en 1994. Sin embargo, su efecto depende de la localización geográfica de la familia .
  2. La reducción del empleo en la administración pública y en las empresas del sector público ; el incremento del porcentaje de trabajadores contratados y eventuales; y el mantenimiento de salarios bajos, que conducen al aumento de empleos relativamente mal remunerados (Infante 1995, Saavedra 1996a, Verdera 1996), lo que debió afectar negativamente la tasa de ahorro familiar . Además, la evolución del ingreso real no es uniforme entre las familias de diferentes estratos de ingresos, regiones y grado de urbanización . Ello tiene efectos distintos sobre la decisión de ahorrar, produce la concentración de los ahorros en las familias de altos ingresos y conduce al desahorro en las de menores ingresos.
  3. Los cambios en el sistema de seguridad social. La tendencia a la privatización y focalización de los servicios de salud, la crisis del sistema público de pensiones y la formación del sistema privado de pensiones (AFP), conducen a una disminución del ingreso disponible, al incremento del costo de atención de la salud, a pensiones públicas bajas en términos reales y al aumento en el número de años de aportación de las personas afiliadas a las AFP (Remenyi et al. 1993, Verdera 1997). Dichos cambios deben influir de manera importante en las decisiones de ahorro de las familias, aunque, por otro lado, la afiliación a una AFP implica un incremento del ahorro familiar “forzoso”.

Por eso es importante identificar las variables que afectan la decisión de ahorro de las familias, y si éstas tienen efectos complementarios o sustitutos. Ello contribuirá a mejorar el diseño de las políticas económicas y sociales que permitan incrementar la tasa de ahorro familiar y el bienestar futuro de sus miembros.
El trabajo consta de tres capítulos. En el primero se presentan los objetivos y las hipótesis de la propuesta. El segundo revisa la literatura económica respecto al tema y describe los impactos que las reformas estructurales pueden tener sobre el ahorro de las familias. En el tercer capítulo mostramos la evidencia empírica para el caso peruano. Este último es el más amplio y se subdivide en tres secciones. En la primera realizamos un análisis de los hechos estilizados del ahorro de las familias desde una perspectiva de largo plazo. La segunda señala las principales características microeconómicas que se relacionan con el ahorro familiar a partir de la información obtenida de la muestra panel de familias. Y en la tercera, se formula y analiza un modelo econométrico que utiliza información de panel para explicar la relación entre el ahorro familiar, la distribución del ingreso y las reformas estructurales. Finalmente, presentamos las conclusiones del documento.
Queremos expresar nuestro agradecimiento a varias instituciones y personas. Al Consorcio de Investigación Económica (CIE), por concedernos el apoyo financiero mediante el Concurso Anual de Pequeños Proyectos; al Instituto de Estudios Peruanos (IEP), por brindarnos las condiciones adecuadas para el desarrollo de esta investigación; a los miembros del Área de Economía, en especial a Carolina Trivelli, Efraín Gonzales de Olarte y Francisco Verdera, por sus importantes sugerencias así como por su apoyo y estímulo permanente. Al Dr. Arturo Villena, catedrático de la Universidad Cayetano Heredia, por su valiosa orientación en la parte econométrica; a Javier Kapsoli, integrante del Departamento de Economía de la Pontificia Universidad Católica, por sus oportunas sugerencias y comentarios a una versión preliminar de este documento y a dos árbitros anónimos designados por el CIE. Obviamente, los errores y omisiones que aún subsistan son de nuestra entera responsabilidad.

Autores: 
Cecilia Lévano
Pedro Llontop
AdjuntoTamaño
PDF icon Investigaciones Breves 08365.4 KB